Muy pocos saben dar masajes eróticos, por eso los que trabajamos en masajes eróticos en Madrid centro, sabemos diferentes técnicas para llegar a una relajación máxima en cada masaje. Pero ¿te imaginas que tras visitarnos quieres poner en práctica nuestros masajes?

Te damos una serie de consejos que aplicamos los que damos buenos masajes eróticos en Madrid centro.

1. ¿En qué lugar? Pues obviamente el lugar debe ser un espacio que sepas que a los dos os despierte un interés sexual

2. Recuerda que un masaje erótico debe empezar relajando músculos y si existen puntos dolorosos. Pero debe terminar excitando.

3. Usa cosméticos. Aceites con olores o cremas con sabores son una buena opción para despertar además de la relajación diferentes sentidos.

4. Dar masajes puede hacerte conocer las zonas más sensibles de la persona a la que se los das. Es una buena manera de conocer los puntos donde hay tensión o que son más sensibles.

5. Combina diferentes roces: caricias suaves con otras firmes, roces con dedos que provoquen sensaciones como escalofríos... tienes que concentrarte en que se sienta piel con piel.

6. La intensidad es otro factor de importancia. Empieza por movimientos suaves e incrementa la fuerza para aliviar los músculos sin hacer daño.

7. Muchas personas piensan que un masaje no debe salir de la espalda o los hombros. No. Prueba en nalgas, piernas y pies.

8. ¿Disfrutar tú también? Prueba a ponerte crema y hacer un masaje cuerpo a cuerpo.

9. Uy... he rozado tus partes más sexuales... como si fuera un despiste, hazlo. Si mientras puedes morder o besar, lo más.

10. ¿Chocolate? Es una buena idea. Puede hacer subir el deseo sexual. Untarlo es otra idea que puedes aplicar.

Desde Masajes Eróticos Estrella te damos los diferentes consejos para dar un buen masaje erótico. ¡Prueba antes con nosotros antes de aplicarlos!